Artículos

Cómo preparar un juicio

today21 febrero, 2024 19 18

Fondo
share close

Fernando Lara, Director General de PERITOS LARA y Vicepresidente de AIF Asociación Profesional Colegial de Asesores de Inversión Financiación y Peritos Judiciales, cuenta con una Acreditada Experiencia Cómo Perito judicial en el desarrollo de varias especialidades. Fernando es Director de Peritos Judiciales de AIF, Profesor Mediador y Profesor en Análisis del Perfil Criminológico (Criminal Profiling) de la Universidad La Laguna (ULL), (colaborador con la UCAM Universidad Católica de Murcia), Colaborador en materia de Taller Pericial con la Escuela Judicial del (C.G.P.J.) Consejo General del Poder Judicial. Director Adjunto y Profesor de Formación del Instituto de Formación y Reciclaje Internacional.  Ha sido reconocido varias veces por su gran trayectoria profesional.

Las primeras veces que te ves delante de los jueces, con los abogados, procuradores, testigos, demandados y demandantes, entre otros, es normal que te pongas nervioso ya que siempre impone un poco, aunque yo llevo muchísimos años dedicándome al mundo pericial y habiendo estado en numerosos juicios, siempre entró a la sala con muchísimo respeto. Entiendo, ya que a mí me ha pasado y siempre me acordaré de la primera vez, el miedo y el sudor que tenía, pero hay que tener muy claro que, en un juicio, cuando actúas como perito simplemente vas a defender tú dictamen, que tiene que estar muy claro en el tema que te solicitaron como experto, con lo cual no tienes que estar nervioso.

Como es lógico, los abogados de las partes intentarán llevarte a su terreno, por lo que debes tener claro tu pericial, para evitar que te confundan con preguntas sobre lo mismo pero formulada de diferentes maneras. En cualquier caso, no tienes que entrar a responder preguntas sobre temas que no estuvieran contemplados en la pericial.

Tanto la preparación de un perito como la presentación de su informe son fundamentales en un juicio. Como norma general, la actuación en sala por parte de los peritos designados en el procedimiento se puede realizar de manera individual o de careo, cada uno responderá y defenderá su peritaje que ha realizado, contestando a las preguntas que realicen tanto las partes como el juez.

A todos mis alumnos, siempre les aconsejo lo esencial que es la preparación de un Perito en un juicio ya que la ratificación judicial es la parte más importante en la que participa el Perito. Una correcta defensa de un informe incluye respuestas a las preguntas, que durante el interrogatorio pueden llegar a ser inesperadas y muchas veces incluso incómodas. Como por ejemplo transmitir honestidad, respeto y por supuesto tener amplios conocimientos sobre el problema en cuestión. Un Perito tiene que transmitir su idea de forma adecuada y mantener siempre un tono de voz firme y segura.

El Perito debe ser objetivo y no declarar de manera favorable a una de las partes, simplemente limitase a exponer su informe según su entender y saber.

El proceso para seguir antes y durante un juicio, son los siguientes:

  1. Los días previos a nuestra presencia a sala, tenemos la obligación de repasar nuestro informe y prepararnos para aclarar cualquier pregunta o aclaración que nos hagan en sala.
  2. Siempre es aconsejable si podemos disponer de ellos es el estudiar los otros dictámenes de los demás peritos y apuntar y estudiar todas las preguntas sobre los defectos que descubramos.
  3. El día de asistencia a juicio, el aspecto debe ser de un aspecto aseado y elegante, entrar y saludar, por ejemplo “buenos días”, no meterse las manos en los bolsillos y evitar el contacto visual en el interrogatorio.
  4. Entraremos a sala cuando seamos requeridos y seguiremos las pautas que el tribunal nos indique, es muy importante llevar una copia en papel del informe pericial.
  5. Contestaremos en voz alta y clara, sin prisas, siempre explicando sin tecnicismos y mirando a quien nos formule las preguntas.
  6. Cuando nos solicitan la Ratificación del informe, normalmente es el juez el que solicita al perito la ratificación.
  7. Las preguntas que nos realicen, trataremos de establecer la credibilidad y legitimación, al fin de transmitir al juez confianza en la información técnica.
  8. Siempre es importante la exposición del método científico utilizado por el perito o metodología empleada, lo cual transmitiremos al juez unas bases sólidas científicas.
  9. Muchos abogados intentaran minar la credibilidad y solvencia del perito ante el juez, como los estudios académicos, experiencia, practicas en esa materia, la metodología aplicada, etc, de este modo intentaran cuestionar la validez de las conclusiones de nuestra pericial.
  10. El juez debe tener claro que el perito se basa en los estudios fiables, avalados por datos, estadísticas, estudios y testimonios de expertos, todo ello acredita mayor objetividad del informe.
  11. El perito en el interrogatorio;

El perito tiene que saber defenderse en un interrogatorio de los abogados, de las diferentes preguntas que nos puedan formular, como por ejemplo las preguntas abiertas o cerradas;

  • Preguntas Abiertas:

Cuando, cómo, dónde, hacia dónde, desde cuándo, por qué, cuántas veces, etc.

  • Preguntas Cerradas:

Actuó usted, quiso, firmó, trabajo usted, etc.

  • Otras preguntas;
  • ¿Ha estado presente cuando se tomaron las fotos?
  • ¿Estaba usted solo, o era el único?
  • ¿Fue usted?
  • ¿A qué distancia estaba?
  • ¿Cuántas periciales ha realizado usted?
  • ¿Qué titulación tiene usted?
  • ¿Dónde se sacó usted los estudios?
  • ¿Recuerda usted la hora que estuvo?
  • ¿El Señor Juan, está en ese momento)
  • ¿Verifico usted?
  • ¿Entonces es posible que…..)
  • ¿Como puede estar tan seguro?
  • (¿Pero podría, no obstante, no estar seguro?
  • (Es posible que hubiese….?

En este tipo de preguntas ha de controlarse los nervios, se debe controlar el tono y la exposición verbal, hay que responder con seguridad y sin titubeos ni excesiva tardanza, por eso no debe confiarse nunca durante el interrogatorio, siempre hay que esta atento a las preguntas.

No obstante, en ocasiones podemos encontrarnos con abogados que intentaran confundirnos y preguntarnos varias veces lo mismo con diferentes maneras, hay que estar muy atentos porque nos puede confundir, la suerte es que hay algunos jueces que frenan este tipo de preguntas impertinentes.

Está claro que los letrados defienden a sus clientes con el objeto de ganar el caso, aunque deban de desprestigiar al perito de la parte contraria y siempre que el informe pericial le perjudique, por ese motivo recomiendo que se vaya muy bien preparado, aunque creamos que es un caso fácil.

  • Nos podemos encontrar en algunos procedimientos que haya varios peritos, que nos soliciten para un careo, el objeto del careo, es poder realizar preguntas sobre aquellos puntos principales donde radican la diferencias entre dictámenes, el objetivo no es otro que genera dudas al Tribunal de la conclusión a redactada por su colegas en la emisión del informe, pero nunca se debe desprestigiar al otro compañero aunque nos esté atacando, la mejor arma es estar firme en nuestras conclusiones de nuestro informe.

La importancia de la elaboración de un buen informe es muy importante en un careo, si realizamos un informe detallado y firme, sin dudas ni fisuras, no tendremos que preocuparnos.

Una vez terminado tu asistencia a juicio, te podrás quedar en sala, o salir por la puerta,

tu trabajo habrá terminado.

Hay que recordar que el artículo 459 y 460 del Código Penal, se entiende que un perito falta a la verdad maliciosamente en una materia, es decir, miente en lo que sabe y se le pregunta, decir la verdad es un deber moral y omitirla o realizar afirmaciones aun sabiendo la falsedad de la misma puede ser motivo de delito contra la administración de Justicia.

Art. 459 C. Penal:  La pena de los artículos precedentes se impondrán en su mitad superior a los peritos o intérpretes que faltan a la verdad maliciosamente en su dictamen o traducción, los cuales serán, además castigados con la pena de inhabilitación especial para profesión oficio, empleo o cargo público, por tiempo de 6 a 12 años.

Art. 460 C. Penal: Cuando el testigo, perito o intérprete, sin faltar sustancialmente a la verdad, la alterare con reticencias, inexactitudes o datos relevantes que le fueran conocidos, serán castigados con la pena de multa de 6 a 12 meses y, en su caso, de suspensión de empleo o cargo público, profesión u oficio, de 6 meses a 3 años.

También se tiene que tener en cuenta la tacha de los peritos y recusación judicial que viene regulada por la LEC en los artículos 343 y 344 donde determinan que un perito podrá ser objeto de tacha en los siguientes supuestos;

  • Ser cónyuge o pariente dentro del cuarto grado si bien de alguna de las partes, abogados o procuradores.
  • Tiene intereses directos en el objeto de procedimiento
  • Amistad o enemistad con alguna de las partes
  • Otros motivos que puedan ser probados
  • Por otro lado, la redacción y el análisis de un informe pericial omitiendo o no nombrando toda la verdad con la intención de un lucro patrimonial o personal puede ser objeto de falso testimonio.
  • La valoración o tasación estimada por un perito en su informe puede ser utilizada por éste, como herramienta e información para futuras subastas, compraventa de bienes etc.

Conclusión: el perito tiene que ser imparcial, lo que supone que en sus manifestaciones no debe tratar de beneficiar a ninguna de las partes, tiene que ser neutral. Por eso es fundamental que durante su exposición el perito no pierda los nervios, la falta de autocontrol es sinónimo de falta de credibilidad, falta de objetividad y falta de recursos.

En definitiva, una pieza fundamental del sistema judicial es el perito, definido en la Ley como un profesional experto en una materia determinada que aporta al Tribunal sus conocimientos profesionales o científicos.

Fernando Lara

Peritos Lara

Escrito por Fernando Lara

Rate it

Comentarios de las entradas (0)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


0%